Gestión integrada de los residuos sólidos

En la Universidad se realiza la segregación de residuos peligrosos y no peligrosos. Los residuos peligrosos provenientes de laboratorios, enfermería y puntos de recolección son entregados a una entidad certificada para realizar la adecuada disposición final; mientras que los residuos que no son peligrosos son clasificados en aprovechables (orgánicos y reciclables) y no aprovechables, para ser compactados y entregados a un tercero que haga su adecuada disposición.

Asimismo, se realiza el aprovechamiento de los residuos orgánicos, provenientes de las cafeterías de la Universidad para la generación del compost utilizado como abono en los jardines internos del Campus.

En la siguiente gráfica se evidencia que la generación de residuos en los años 2015 y 2016 ha sido superior a los 18.400 kg mientras que para el año 2017 disminuyo 2.172 kg y para los años 2018 y 2019 aumentó nuevamente a 16.000 kg, viéndose reflejado en la producción de abono orgánico de esos años.